¿Qué es una alucinación? - Más Sobre Psicología

Más Sobre Psicología

Te explicamos de manera sencilla todo lo que necesitas saber sobre psicología para tu vida diaria.

lunes, 22 de abril de 2019

¿Qué es una alucinación?




¿Qué es una alucinación?

Hace un tiempo, hablamos acerca de las ideas delirantes, un concepto que se confunde mucho con las alucinaciones, usándose inclusive de forma indistinta en el vocabulario coloquial… No obstante, en el ámbito psicológico, estos dos términos tienen dos significados totalmente diferentes.

Definición de Alucinación
La palabra “Alucinación” deriva del latín “Alucinari” una descripción que naturalmente proviene de dos palabras “Soñar” y “Estar alterado.”

De manera sencilla, una alucinación es la percepción de algo (un ruido, olor, objeto, o visión) cuando en realidad lo mencionado, no está físicamente (el ejemplo típico que dan las películas de alucinación es cuando personas con problemas mentales empiezan a escuchar voces o susurros tan vívidos que creen que hay una persona a su lado (físicamente) que les habla). Una alucinación es una sensación que una persona presenta, sin la necesidad de que haya un estímulo de por medio; la característica diferencial es la sensación física de lo que se ve, se siente o se huele.




¿Qué diferencia existe entre alucinación y delirio?
Es importante aclarar la diferencia entre un delirio y una alucinación, para evitar confusión; mientras que en el delirio se necesitan estímulos para que la condición se presente, como se mencionó anteriormente, la alucinación no necesita de esta condición. También otro rasgo diferencial a recalcar, es la necesidad física en una alucinación, mientras que el delirio esto no es de importancia, pues puede ser solamente una idea o pensamiento que una persona tenga respecto a una situación o suceso (como ocurre con los casos de los delirios de grandeza, donde el sujeto cree tener cierta superioridad ante los demás, y la condición comúnmente surge a raíz de algún estímulo externo, como un ascenso o tener una mejor posición social, o interno, si el sujeto se siente especial ante los demás).

VER: ¿Qué son las ideas delirantes?

Causas de las alucinaciones

Decir una causa específica del sufrimiento de alguna alucinación no es posible sin antes hacer una evaluación del paciente, pues comúnmente con la alucinación se presenta de seguido, asociaciones que finalmente dan varias causas.
No obstante, hablando de manera general, las alucinaciones se podrían asociar a muchas cosas, como la privación del sueño, el uso inadecuado de medicamentos o sustancias (alucinógenos), enfermedades mentales como la psicosis o episodios de esquizofrenia (donde en la mayoría de los casos la alucinación se presenta en forma de voces que interactúan entre sí).

Tipos de alucinaciones frecuentes:

  1. Hipnagógicas: Este tipo de alucinación se presenta cuando una persona está empezando el proceso del sueño. Existe la contraparte de esta alucinación (hipnopómpicas) en donde la alucinación aparece al despertar y no al inicio.

  2. Cromatopsia: Consiste en el ver a un grupo de objetos o personas, de un mismo color.

  3. Liliputienses: En este tipo, el paciente puede ver a personas imaginarias (en las películas esta alucinación la presentan comúnmente como hadas o duendes. En la vida real podría ser cualquier persona, incluyéndose el sujeto mismo), objetos, animales en miniatura. Existe también la contraparte de esta alucinación llamada Brodnig, en donde el sujeto ve de nueva cuenta personas, objetos, animales, etcétera, pero esta vez las visiona de un gran tamaño, como si se tratara de gigantes.


  4. Alucinaciones auditivas: Se describe tan simple como el decir “Oigo voces”. Esta alucinación es uno de los mayores signos cuando se intenta diagnosticar en alguien algún tipo de locura. El fenómeno es recurrente en pacientes con ataques de esquizofrenia o en sujetos que se aíslan por mucho tiempo; los individuos también son propensos a gritar a voces que no están de manera física con él, o bien responderles y realizar acciones “ordenadas”

  5. Alucinaciones visuales: Las personas que sufren este tipo de alucinación pueden presenciar animales, objetos, fantasmas, hadas, ángeles o cualquier tipo de figura humana. En muchos casos la alucinación no va más allá de presenciar tal acto, pero en los casos fuertes de alucinaciones, el paciente podría tener contacto con aquellas figuras, mezclando el suceso con alucinaciones auditivas.


Ahora ya sabes un poco más acerca de las alucinaciones ¿Qué opinas?

No hay comentarios: